Baltopías.

Son los proyectos personales, no comerciales. El diseño y la creatividad debe ser un hábito que transcienda el interés económico. Crear es una forma de vida, un dejarse pensar. Joan Brossa, el gran maestro decía que no le gustaba la fantasía, lo onírico, tal vez por subjetivo, sino que lo que a él le movía y incitaba era la imaginación. Yo, por supuesto, comparto totalmente esta idea.

Pablo Gallardo